Mapa de la zona de bajas emisiones de Granada

El Ayuntamiento de Granada ha presentado la propuesta para la implantación de la Zona de Bajas Emisiones en la ciudad.

Esta medida, que entrará en fase informativa a partir de octubre y de forma definitiva a partir del 1 de abril de 2025, busca reducir la contaminación y mejorar la calidad del aire en la ciudad.

El mapa de la Zona de Bajas Emisiones de Granada, elaborado por técnicos municipales, abarca todo el perímetro de la Circunvalación de Granada y la Ronda Sur, lo que implica que casi todas las calles de la ciudad se verán afectadas por esta medida.

En total, la superficie propuesta para la zona de bajas emisiones de Granada es de 19 kilómetros cuadrados.

Entre las calles que delimitan esta zona se encuentran el Paseo Laguna de Cameros, la Plaza Luisa Sigea de Velasco, la Torre de la Cautiva, La Sultana, Torre de Comares, Avenida del Conocimiento, Avenida de la Innovación y Río Monachil.

Además, también se incluyen espacios como el Parque Tico Medina, Eudoxia Piriz, Glorieta Víctimas del Terrorismo, el Parque García Lorca, Profesor Luis Molina Gómez, María Moliner, Padre Marcelino, Parque de las Alquerías, Parque Cronista Juan Bustos, Paseo Aureliano Fernández Guerra, Párroco José Rodríguez, Merced Alta y Pegaso.

La implantación de esta Zona de Bajas Emisiones supone un paso importante en la lucha contra la contaminación y el cambio climático. Según los estudios realizados, se estima que esta medida reducirá las emisiones de gases contaminantes en un 40% y mejorará la calidad del aire en la ciudad.

Además, esta medida también tiene como objetivo fomentar el uso de medios de transporte más sostenibles, como la bicicleta o el transporte público. Para ello, se están llevando a cabo diferentes acciones, como la ampliación de la red de carriles bici y la mejora de las infraestructuras para el transporte público.

Sin embargo, esta propuesta también ha generado cierta controversia entre los ciudadanos y los comerciantes de la zona.

Algunos argumentan que esta medida puede afectar negativamente a la economía local, especialmente a los negocios que dependen del tráfico rodado. Por otro lado, otros consideran que es una medida necesaria para proteger el medio ambiente y la salud de los ciudadanos.

En cualquier caso, el Ayuntamiento de Granada ha anunciado que se llevará a cabo una fase informativa para informar a los ciudadanos sobre esta medida y recoger sus opiniones y sugerencias.

Además, se pondrán en marcha diferentes medidas de apoyo a los comerciantes afectados, como la creación de bonos de descuento para fomentar el consumo en la zona.

¿algún dato desactualizado Si quieres escribirnos para cualquier consulta sobre las zonas de bajas emisiones, este es nuestro correo electrónico de contacto.