Palma tendrá una Zona de Bajas Emisiones en el centro donde sólo podrán aparcar los residentes

El Ayuntamiento de Palma (Palma de Mallorca) creará una Zona de Bajas Emisiones en el centro, que implicará la conversión de más de 1000 plazas de ORA (zona azul), desde el anillo interior de las Avenidas hacia el centro, en plazas sólo para residentes.

Es una medida que se engloba dentro del proyecto ‘Palma Camina’, presentado este jueves por el alcalde de Palma, José Hila. El proyecto se enmarca en el nuevo Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS) 2021-2027.

En la nueva ZBE se podrá circular pero sólo podrán aparcar en la superficie los residentes y determinados vehículos. El Ayuntamiento de  la capital de Mallorca ofrecerá a los comercios y hostelería del centro de la ciudad bonos de los aparcamientos del SMAP de la zona para aquellos clientes que no puedan aparcar en la superficie por el cambio.

Desde el Ayuntamiento han explicado que el concepto es «similar al que ya existe en otras ciudades europeas». Hila ha señalado que el proyecto ‘Palma Camina’ busca adelantarse a la Ley de Cambio Climático del Gobierno Central, que a partir de 2023 obligará a las ciudades de más 50.000 habitantes a tener Zonas de Bajas Emisiones.